Programa de pruebas

Hoy quiero hablaros del programa de pruebas y como en ocasiones, por ayudar a las empresas acabamos siendo penalizados. A nivel personal, me he encontrado en alguna ocasión con situaciones de este tipo. Quiero compartir mi experiencia con vosotros para que entendáis lo que ha sucedido en casos como el que también comentaremos, donde probadores de Roomba, están viviendo una situación cuanto menos, controvertida. 

El caso.

Se ha reportado que algunos probadores de robots de limpieza Roomba, la famosa marca iRobot, la cual compró Amazon hace un año aproximadamente, han visto como algunas imágenes suyas íntimas, han sido subidas a redes sociales. No sabemos mucho más, pero sí que se sabe que la empresa se ha acogido a que los probadores estaban al tanto de lo que pasaba, y ellos dicen que no sabían nada al respecto. Ahora veremos como acaba la cosa. De entrada, esos probadores no se están pronunciando mucho al respeto, porque por desgracia, tienen un contrato de confidencialidad que les impide hablar de nada relacionado con las pruebas, algo que como iréis viendo, es muy injusto en ciertos casos. 

¿Es justo?

Evidentemente…, no lo es. Tenemos a un grupo de probadores que no tienen derecho a alzar la voz porque tienen un contrato de confidencialidad que va en contra de esa injusticia. Quieren quejarse, pero no lo pueden hacer abiertamente porque eso choca con ese contrato que firmaron. Y en ese punto, es donde veo algo muy personal en su caso. Yo me he encontrado en el mismo escenario y tengo que decir que es un sentimiento de impotencia enorme. Entiendo que las empresas hagan firmar contratos de confidencialidad para proteger sus productos. Pero al final…, es muy complicado llevar todo esto en secreto y siempre acaban habiendo filtraciones.

Mi caso.

Estuve en un programa de pruebas para Xiaomi, a la vez que tenía mi propia página web (Androidealmando). Para entrar a formar parte como probador, omití esa parte para evitar conflictos de intereses. El tema es que fui probador de dos modelos, el Xiaomi Mi A1 y el Xiaomi Mix. Ambos terminales iban a salir y había que ponerlos a punto. Así que fui seleccionado entre un grupo de gente que iba a probar uno de los dos modelos.

A mí me tocó probar el Mi A1. Durante el tiempo que duraron las pruebas, creo que fue cuando coincidió con la creación del portal de Xiaomi Community. Fui uno de esos agraciados que ayudó a montar los cimientos de lo que es esa comunidad. Estoy muy orgulloso de ello. La verdad, y no es tema de ponerme medallas, para nada, es un tema de sentir orgullo por haber contribuido en algo. 

El problema del contrato de confidencialidad.

El tema es que estar en un programa de pruebas y firmar esos contratos de confidencialidad, es que ves como a tu alrededor pasan cosas que teóricamente no deberían pasar, y tu por tener firmado ese contrato, no puedes hacer nada. En mi caso, vi como medios informativos hablaban sobre un teléfono que yo tenía en la mano. Ellos, teóricamente, no deberían saber ni que existía. Y eso es jodido porque al final, te genera impotencia. Lo mismo que la comunidad. Ver como cosas que son internas, que no deben salir de allí, luego están corriendo sin control fuera de lo que queda como secreto, o como queramos llamarlo. Son situaciones que nos dan a entender que esos contratos de confidencialidad de los diferentes programa de pruebas que existen, están básicamente para intentar minimizar el descontrol de información que seguro pasará. 

Mi mejor prueba.

Guardo buen recuerdo de esa etapa en Xiaomi donde el que se encargaba de todo no es el mismo que está ahora. La verdad es que nos trataron muy bien. Con la prueba de los teléfonos, recuerdo que cuando acabamos, los devolvimos y se hizo un sorteo interno entre todos los que habíamos hecho ese programa de pruebas. Éramos muy pocos, creo que 12 personas, y creo recordar que 4 teníamos el Mi A1 y otros 4 el Mix. Así que se sortearon esos teléfonos y los que se quedaron sin, les dieron un peluche o algo así.

Yo metí en el programa de pruebas a dos o tres colegas, y a uno le tocó el Mix, a otro un peluche y a mí el Mi A1 que todavía conservo. Vamos, que no está nada mal. Por otro lado, tengo otro programa de pruebas que recuerdo con mucho cariño, y que creo que todavía tengo contrato de confidencialidad. Con lo cual, no puedo hablar de él. Se trata de un coche, concretamente dos modelos, de una marca muy conocida, que va a sacar (creo que ya en breve porque hicimos las pruebas hace un año o más) y que van a ser una auténtica revolución.

He visto alguna filtración por algún lado de cosas relacionadas (y no he sido yo), y eso lo que me fastidia de esos contratos, que yo teniendo un medio donde podría sacar partido no lo hago porque respeto ese contrato, y otros se lo pasan por el forro. Es muy injusto pero bueno. Lo dicho, con ese programa de pruebas la verdad es que lo pasé muy bien porque se nos tomó muy en cuenta en cuanto a lo que opinábamos de componentes que creíamos mejores que otros para asientos, diseños y demás, y nos dábamos cuenta como al final, lo que opinábamos de las cosas, se tenía en cuenta. 

Conclusión. 

Me gusta mucho participar en programa de pruebas, lo hago siempre que puedo, entre otras cosas porque estoy en una agencia que me llama de tanto en cuanto para hacer este tipo de pruebas, entiendo que hacemos un gran servicio al ayudar o asesorar a los fabricantes a dar en el clavo con el producto, y me gusta mucho saber que participo en algo que más adelante, va a estar disponible para todos. Es como cuando iba al MWC y veía cosas que, al tiempo, iban a comercializarse o iban a ser populares antes de que la mayoría las vieran.

Ese tipo de cosas mola mucho. Pero la parte mala de participar en un programa de pruebas es cuando tienes una web, y te encuentras en la encrucijada de no poder hablar de ello. Especialmente en contratos de confidencialidad de larga duración donde aun saliendo el producto, sigues sometido a ese contrato y teóricamente no puedes hablar de ello, aunque entiendo que una vez presentado sí que se debería poder. Yo soy de los que lo siguen al pie de la letra, y recuerdo que, con ese teléfono, vi filtraciones, vi artículos, vi mucho, y yo me mantuve al margen, en vez de sacar provecho de la.

Al final, sales perdiendo porque tienes una exclusiva o información muy detallada de algo, pero compensa en saber que has estado muy adentro. Como con la Xiaomi Community, ver cómo nació, y saber muchas cosas que pasaron y quedártelas para ti…, no tiene precio. Vamos, que podría contar mucho de como fue el lanzamiento y cosas que ocurrieron que seguramente la mayor parte de gentes y medios no saben y fliparían. Pero a veces, vales más por lo que hablas que por lo que callas. Y eso, mola mucho. Si yo hablara de los dos modelos de coche que van a salir, seguro que muchos fliparían, pero como soy legal, lo dejo en eso y no digo nada más. 

Producto destacado colaborativo.

Con la compra de productos en Amazon, viendo antes uno de nuestros enlaces, haces que Amazon haga un aporte económico a la web que sirve para que sigamos existiendo y hagamos mejoras. Bastará abrir éste o cualquier otro enlace que promocionamos y a continuación, buscar el producto que te interese. Visita Ayuda y descubre otras maneras gratuitas que hay de ayudarnos. Recuerda, ni pagas más, ni el vendedor gana menos. Los aportes a la web los hace Amazon.

¿Ganas de más?

Suscríbete a nuestro Twitter o canal de Telegram para recibir la mejor actualidad tecnológica.
* Escucha nuestros Podcast y vive la tecnología de otra manera.
* ¿Reseñas o comentarios? Por correo electrónico, en Comentarios Telegram o contacta conmigo directamente Telegram.
Escuchanos en Google Podcasts
Siguenos en Feedly
Escuchanos en Apple Podcasts
Escuchanos en Spotify Podcasts
chevron_left
chevron_right
Cookie Consent Banner by Real Cookie Banner