vpn

VPN, un arma de doble filo

 

¿Qué es una VPN?

Es una Red Privada Virtual (Virtual Private Network). Su uso cada vez está más extendido, siendo desde hace mucho tiempo, una herramienta usada y muy interesante a nivel empresarial. La posibilidad de acceder a una red privada de trabajo, y con ello poder trabajar, por ejemplo, desde tu casa como si estuvieras en tu puesto de trabajo, y lo que es mejor, desde aquí o estando a diez mil kilómetros de distancia sin que eso afecte ni a la velocidad ni a la seguridad. Esa es la magia de las VPN, y para lo que a mi entender, fueron creadas. El problema es que cada vez más, su uso se ha derivado a otras movidas, especialmente en juegos y en saltarse restricciones. Y aquí, señores, es donde empiezan las movidas. ¿Vale la pena su uso? Os pongo los pros y contras y luego lo determinamos.

 

 

Ventajas de una VPN.

Una VPN, como dije antes, te permite el teletrabajo de una forma cómoda y segura. Según que puesto de trabajo entraña responsabilidades de datos comprometidos. Con una VPN se crea un cifrado que no permitirá al que quiera interceptar la señal, saber ni donde estás realmente ni datos privados. También nos sirve para falsear nuestra ubicación. Es decir, me conecto a una VPN de Australia y el equipo, pensara que estoy en Australia y con ello, la posibilidad de desbloquear características en juegos que sólo están allí, jugar a juegos que sólo se han lanzado allí, o conseguir recompensas que sólo se han puesto allí.

También nos servirá para evitar restricciones. Es decir. Nuestro operador puede tener orden de tener bloqueado en España la página LaTeclaTec (ES UN EJEMPLO). Pues bien, me pongo una VPN de Italia, Portugal, China, EEUU, Australia…, donde sea que no tengan esa restricción. A partir de ese momento, podré ver LaTeclaTec.

 

Desventajas de una VPN.

Ahora vamos a la parte chunga. Como todo en la vida, cuando es gratis…, tu eres el producto. Y en el caso de las VPN eso ocurre por lo general. Si usas un programa de VPN gratuito (como la mayor parte de usuarios básicos hacen), corres un riesgo importante. El programa puede rastrear y recopilar datos que luego puede vender a terceros. Es decir, tu navegación será segura, sí, pero de cara al visitante, es decir, si vas a Facebook, ellos no sabrán desde donde has ido exactamente ni quien, pero si que lo sabrá el intermediario, es decir, el programa VPN que estés usando.

Con lo cual…, privado para unos, pero no para otros. Usar una VPN hace que la conexión sea más lenta. Y eso pasa porque todos los datos van cifrados, con lo cual hay que codificarlos y eso hace que la conexión sea más lenta. Así que si quieres evitar que todo esto pase…, una VPN gratuita no es la mejor solución. Si lo quieres evitar, y estar realmente seguro y tener una conexión rápida y segura, tendrás que usar una VPN de pago.

 

¿Quién necesita realmente una VPN?

Pues sin lugar a dudas…, los chinos. Ellos con el tema censura y demás…, están condenados a su uso. Estoy seguro que si miramos el uso de VPN por países, ellos se llevan la palma. Hay que tener en cuenta que allí la censura es brutal. Incluso Androidealmando estuvo censurado en China, y no es broma. Me enteré por un usuario que se fue a vivir allí y seguía el blog y no le dejaban entrar. Al parecer me metieron en la lista negra por alguno de mis artículos hirientes hacia ellos y sus políticas. En LaTeclaTec seré igual de hiriente pero con más clase y evitando conflictos internacionales.

Dejando batallitas aparte…, allí Facebook, Google y muchas otras, están censuradas, con lo cual, o usas una VPN o no puedes tenerlo. Como comenté antes, también lo van a usar los que trabajen desde casa para empresas que así lo requieran. Usar una VPN es importante para el tema de seguridad en ciertos ámbitos laborales. Pocos más lo deberían usar. Los que lo usen aparte de estos campos, son porque están muy preocupados por la seguridad y buscan una capa extra de ella, o porque son terroristas, gente del mal, hackers o similares. No hay mucho más donde rascar.

 

 

Videojuegos y streaming, un filón.

Las VPN se han puesto muy de moda entre los que juegan y los que ven series. Los primeros, porque en ciertos juegos, si estás en una región concreta, te permite desbloquear armas nuevas, premios especiales o similares. Los segundos, porque ciertas series, pueden estar fuera de catalogo en tu país, pero no en el país vecino. Y servicios como Netflix, es un clásico el usar VPN para poder ver una serie que por ejemplo, está en Netflix EEUU pero no en Netflix España.

Gracias a las VPN, podrías ver la serie en cuestión porque el servicio, te permite ver todo el contenido habilitado en la región donde te encuentras. Es decir, si estoy en España, al conectarme a un servidor que dice que estoy aquí, me deja ver lo de aquí y no lo de EEUU. Por eso, al usar una VPN, si le digo que estoy en EEUU, el sistema se lo creerá, para eso están las VPN, y me permitirá ver ese contenido.

 

¿Es legal el uso de las VPN?

Por supuesto que lo es. Faltaría más. Pero claro, eso es demasiado amplio. Es legal dependiendo para que lo usas. Si lo usas en juegos para desbloquear cosas que en tu país no están, por ejemplo, te puedes encontrar con un baneo. Eso ha pasado en juegos como PUBG Mobile, donde gente que ha oído que en tal país está para recoger gratis tal arma, se ponen la VPN de ese país y la consiguen. Vuelven al suyo y listo. Esto es lícito, pero si te banean, te fastidias. Porque es complicado que demuestres que has estado en ese país y al minuto vuelvas a estar en el tuyo. Y tened en cuenta que eso queda registrado y lo saben.

Con lo cual, mucho ojo con el uso de VPN para piratear cosas en los juegos. Te pueden enganchar y no podrás hacer nada. Eso le pasó a mucha gente en PUBG Mobile. Sacaron un arma personalizada en verde, muy molona. Muchos usaron VPN para cambiar y tenerla, y luego volvieron y siguieron jugando. Tencent empezó a banear cuentas, y la gente andaba alarmada porque tenían el arma y eran claramente carne de cañón. Basta con que Tencent buscase jugadores por ejemplo del España, con ese arma y rápidamente podían ver si era legal o no su adquisición. Si yo uso una VPN y me tiro una semana con ella…, no me dirán nada. Perfectamente puedo estar de viaje en ese país y puedo seguir jugando. Pero saltos en el espacio tan grandes y rápidos…, dejan rastro.

 

Seguridad en las VPN.

Si crees que las VPN te van a otorgar total anonimato y tranquilidad…, nada más lejos de la realidad. De entrada, para tener un programa de VPN, vas a tener que bajarlo, y seguramente te van a pedir datos de registro extra. Es decir, te van a enviar una activación por correo. Con lo cual, ya te tienen más que fichados. Y con ello…, si usas uno gratuito, te lo comes con patatas. Tus datos van a poder ser vendidos o usados para estadísticas sin que nada puedas hacer. Por otro lado, aunque pagases, existen tecnologías que permiten triangular a una persona con su móvil. Es decir, que si eres una persona que quiere hacer el mal, perpetrar alguna locura o demás…, no te creas que por que estés en una VPN ya estás a salvo.

Seguramente estarás más seguro que sin ella, pero existen tecnologías que permiten situarte en el sitio exacto. Eso es el clásico uso de los repetidores de telefonía. Tu señal estará conectada vía teléfono y red móvil, con lo cual, no estás tan a salvo. Así que no cometas el error, si vas a hacer alguna maldad…, quita lo primero la tarjeta del móvil, y al hace eso, no vas a tener señal de internet, con lo cual, no vas a conseguir nada del VPN. Vaya, ya he dado pistas psicópatas a cualquiera que quiera hacer el mal. Fuera bromas…, el VPN puede estar muy bien pero no creo que casi nadie de nosotros lo necesite.

 

Un túnel a lo desconocido.

Si hablamos de VPN, seguramente la aplicación más conocida sea la de Tunnel Bear. Ese gracioso oso que hace túneles. Una aplicación muy visual, fácil de usar e incluso graciosa. Su uso está terriblemente extendido, siendo varios millones la que la usan. Además, al ser multiplataforma…, es sin duda, una de las mejores opciones. Existen muchas otras, pero donde me quiero centrar es en un tema de seguridad. Cuando abres uno de estos túneles, al menos en la versión gratuita, estás exponiéndote de manera brutal a un posible ataque.

Dicho de manera representativa…, estás poniendo un cartel luminoso en la puerta de tu casa que pone, tengo las puertas abiertas y muchos tesoros en el interior. Los ataques te pueden venir por todos lados y es un peligro importante que uses programas de VPN gratuitos de manera habitual. Así que no te recomendaría que los tengas conectados demasiado tiempo. Si tienes datos que pueden ser susceptibles de ser robados y valiosos…, corres peligro.

 

Conclusión sobre las VPN.

Si quieres estar seguro al cien por cien…, no salgas de casa, no uses internet, no mires la tele y no comas productos envasados. Es decir, mejor no vivas. En la vida no existe la seguridad ni la tranquilidad al cien por cien. Si quieres navegar totalmente tranquilo, visita páginas normales y no te metas en sitios raros. Tampoco te pongas a bajar ficheros de sitios poco seguros y no hagas nada extraño. Sólo así estarás seguro. Si quieres que tus conversaciones sean seguras, usa Telegram mejor que WhatsApp.

Es cierto que ambas están o se pueden cifrar, pero no existe nada seguro. No vale la pena invertir en programas o VPN de pago para que te sientas seguro al navegar, o al menos, yo no lo veo demasiado viable. A no ser, obviamente, que seas de un perfil muy concreto. Persona con responsabilidades empresariales importantes o casos especiales. Siempre ligados al ámbito laboral. Si eres un friki de las series y no puedes esperar que salga en tu región y usas VPN…, felicidades, entiendo el uso y la situación. Pero la seguridad es elemental, y con uno gratuito, no estarás nada seguro.

Te invitamos a suscribirte a nuestro Twitter o canal de Telegram para recibir las últimas noticias del blog. Si te has quedado con ganas de más, puedes pasarte por nuestro Podcast. Por último, si deseas contactar conmigo puedes hacerlo a través de Telegram.

chevron_left
chevron_right
Cookie Consent Banner by Real Cookie Banner