intimidad

No valoramos la intimidad

 

Nunca aprenderemos.

Casos y más casos donde un video de contenido sexual sirve para avergonzar, coaccionar o enriquecer a una persona. Es tremendo lo que llega a pasar con videos de este tipo de contenido. En nuestro país, sin ir más lejos, una concejala gracias a un video con este tipo de contenido, donde su intimidad quedaba expuesta de manera consentida al permitir que se le gravase, le permitió enriquecerse al hacerse bastante popular y conocida. Matizo lo dicho y es que con consentido me refiero a la grabación del video, puesto que ella fue la que se lo grabó a su amante. Otro tema es que no es consentido, o al menos eso estipula la ley, difundirlo. Personalmente y me mojo, creo que desde el momento que grabas un video de esta índole y lo compartes, ya estás divulgando el contenido, al ser enviado a otra persona y haber intermediario que hacen posible esa transacción. Con lo cual, yo cambiaría claramente la ley en ese aspecto y si tu grabas un video sexual, tu eres el responsable de lo que pase con él. Porque no sería la primera vez donde hemos visto casos de compartir un video de manera consentida y luego una denuncia lo tira todo por tierra porque la cosa se ha ido de madre.

 

La intimidad no vale nada.

Hemos llegado a un punto de la vida en el que la intimidad de las personas, parece no valer nada. Me parece bien que cada uno haga con su intimidad lo que le de la gana. Pero eso no quita a que me parezca que cada vez la valoramos menos. Es muy triste ver a día de hoy, niñas de 12, 14 o 15 años haciendo verdaderas estupideces con sus móviles para ganar likes. Y no entro en la faceta sexual, sino videos íntimos o personales donde tu intimidad queda expuesta. No se valora nada la intimidad, que significa o que representa. Estamos totalmente expuestos, aunque no queramos por como están concebidos los medios, pero no es necesario exponernos todavía más con videos que deberían quedar para uno mismo o para verlos con tu pareja si te da morbo, pero sin compartirlos. Pero ya sabes, desde el momento que compartes algo, deja de estar seguro.

 

 

Víctor Sánchez del Amo, tela marinera.

En nuestro país, somos tan serios que a un hombre que ha grabado un video sexual porque le ha dado la gana, una persona que se supone que era de su confianza, con la que compartía ese video, le da por difundirlo y la consecuencia es que ese hombre, Víctor Sánchez del Amo, entrenador de fútbol, pierde su puesto de trabajo mientras que el país se cuestiona o busca ese video en vez de salir a la calle con antorchas a quemar a la malnacida/o que ha compartido ese video. Somos así de inteligentes. Si una mujer comparte un video manteniendo relaciones con dos hombres es una fresca, si es un hombre con dos chicas es un machote. Nada cambia por mucho que pasen los años. Pero al final, tenemos que tomar conciencia de que las nuevas tecnologías nos ayudan en muchas facetas de la vida, pero en otras se tornan peligrosas si no las sabemos usar. Por lo cual, protege un poco tu intimidad.

 

Las cámaras de los ordenadores en entredicho.

Continuamente leo informes y artículos donde recomiendan encarecidamente que protejas la cámara de tu ordenador o portátil. El motivo es que no son seguras. Me resulta muy curioso porque no salen empresas que, de manera masiva, generen etiquetas o accesorios para proteger esas cámaras. En el anterior MWC, me dieron unas especies de guías, donde se acoplaban a la cámara y si la usabas podías abrir la ventanita que tenía y si no la usabas la cerrabas. Todo muy discreto. Me sorprende realmente que no aparezcan muchos gadgets de este estilo para cubrir la cámara. Si os fijáis en los hackers que podéis ver en medios, todos tienen algo en común, tienen la cámara de sus portátiles tapadas. Yo por ejemplo no lo hago, aunque debería. Y eso que, en el MacBook, como entiendo que pasa en la mayoría de ordenadores, se enciende una luz advirtiendo que está encendida. Pero me parece que hasta eso pueden manipular.

 

Las cámaras móviles nunca están en el disparadero.

Siguiendo con eso, me sorprende que las cámaras de los dispositivos móviles, nunca están en el mismo disparadero. Si de intimidad hablamos, los móviles suponen el mayor de los riesgos. Estamos todo el día enganchados a él. Sin embargo, siempre que se habla de seguridad se pone el ejemplo de los portátiles y nunca el de los móviles. Creo que, en ese aspecto, habría que potenciar este aspecto, y que los fabricantes empezasen a eliminar la cámara delantera. Que sea tipo Mi9T y similares. Que salga al ser requerida. Es la mejor manera de proteger nuestra intimidad. Una cámara delantera, como la que tiene cualquiera de nuestros dispositivos, es un peligro para la intimidad. El móvil siempre o casi siempre está visible. Si te cuelan malware y activan esa cámara pudiendo ver a distancia lo que pasa, pueden saber donde vives, tus costumbres, incluso datos personales. Una locura.

 

Recomendación LaTeclaTec.

Protege a tus hijos de este tipo de cosas. No es bueno controlarlos, pero si protegerlos. Hablar con ellos de la intimidad, de no compartir contenido de carácter íntimo, de saber valorar lo que es correcto en este aspecto, es importante. Si dejamos a nuestros hijos que usen las tecnologías sin ningún tipo de pudor o control, la cosa puede acabar mal. El mundo por desgracia, está lleno de gente que se quiere aprovechar. Continuamente vemos casos de extorsión a menores. Niños y niñas que envían videos presionados y luego son extorsionados. Es muy duro y triste ver o saber de casos de esta índole, pero por desgracia los hay, y muchos. Evitemos llegar a esos puntos y eduquemos bien a nuestros hijos. Porque al final, el tema de la mayoría de casos que ocurren, tienen como origen un problema de falta de educación. Valores que no se les ha sabido inculcar a los menores. Es cierto que hay desgracias o inoportunas coincidencias que ayudan a que pase, pero de raíz, siempre hay una falta de educación por parte de las familias.

 

Conclusión sobre la intimidad.

No la valoramos nada o suficiente. Creo que, sin volverse locos, deberíamos tomar conciencia de ello y tomar ciertas medidas de protección. La intimidad de uno debería valer mucho más y deberíamos entender que compartirla en aplicaciones de mensajería, por mucha confianza que tengas en esa persona, se puede volver en tu contra. Esa persona puede que el día de mañana ya no esté contigo y la ruptura haya sido complicada. Que comparta en modo de venganza esas imágenes y empiece el lío. Me parecerá mal y debe estar penado, para evitar que sean constantes los casos de acoso o extorsión, pero de igual manera entiendo que no debería ser penado porque tu has sido la que ha dado pie a que eso pasara. Es cierto que no autorizas que más gente lo vea, pero sigo creyendo que desde el momento que te dejas grabar, dejas de tener intimidad. Y digo esto porque ya se han dado casos donde se aprovecha la ley para usarla en tu favor. Supuestas chicas que se han dejado grabar y compartir videos y luego ponen denuncia para salir en los medios o por fastidiar. Tremendo el mundo en el que vivimos.

Te invitamos a suscribirte a nuestro Twitter o canal de Telegram para recibir las últimas noticias del blog. Si te has quedado con ganas de más, puedes pasarte por nuestro Podcast. Por último, si deseas contactar conmigo puedes hacerlo a través de Telegram.

follow us in feedly

chevron_left
chevron_right
Cookie Consent Banner by Real Cookie Banner