Saltar al contenido
LaTeclaTec

Las estafas desde el móvil aumentan, detéctalas

22 abril, 2022

 

Tener un móvil hoy en día es sinónimo de ser carne de cañón para ser estafado. Hoy queremos hablar de los diferentes tipos de estafas que podemos recibir con uno de estos aparatos, como detectarlos, y como ponerle remedio. En la mayoría de casos, veréis como el sentido común, es la mayor protección que podéis tener. Y durante el artículo, veréis que el consejo que más se va a repetir es el de “no abráis nada desconocido y no aceptéis nada que no habéis gestionado vosotros directamente”. Vamos a darle una vuelta a los diferentes tipos de estafas desde el móvil a los que podemos estar expuestos a ver que nos sale.

 

Phishing.

Es el que engloba todo lo que vamos a comentar, y esta palabra, hace referencia al método para engañarte y hacer que compartas contraseñas, números de tarjeta de crédito y otra información personal que darán como resultado que acabes teniendo problemas o dolores de cabeza. El método empleado es el hacerse pasar por una institución de confianza (Correos, Operador Móvil, Banco…) y conseguir datos personales tuyos mediante el engaño. Se hace vía correo electrónico, llamada telefónica, SMS…). La manera de protegerte de esto es muy sencilla. NUNCA des ningún dato personal tuyo mediante alguno de esas vías. Si los das, que sea porque tú has contactado directamente con la empresa en cuestión en el número que tú tengas guardado, NUNCA a nada que te faciliten mediante cualquiera de estas vías.

 

Llamadas telefónicas.

Son el clásico dentro de los clásicos en las estafas desde el móvil. Vienen preferiblemente desde las operadoras, y se pueden considerar estafas porque el comercial que hay tras esa llamada, en muchas ocasiones te va a engañar deliberadamente para llevarte a su terreno que es el de conseguir que aceptes un contrato con la compañía a la que representa. Mi recomendación, puesto que he sido uno de ellos (pero de los que no necesitaba engañar para conseguir el objetivo) y sé muy bien cómo funciona el negocio…, a la que recibáis una llamada comercial de cualquier operador… “no me interesa, gracias” y colgáis. No entréis a debatir, a escuchar, a lo que sea, os van a enredar. He sufrido casos personales en los que se me ha dado de alta en servicios que no he contratado, simplemente por el hecho de haber hablado con ellos unos minutos. Eso les ha servido de argumento para el alta. Manda narices el tema.

 

Vishing.

Es el nombre que se le dan a las estafas mediante llamada telefónica. Lo que comentaba antes eran las propias empresas telefónicas ejerciendo un tipo de estafa que es el engaño, pero al final, sin hacer nada que no sea “legal”. Pero el Vishing es parecido, pero totalmente ilegal. Es una persona que se hace pasar por empresa para conseguir datos privados tuyos y con ellos, liártela. Es por eso que como es muy difícil diferenciar a un comercial de una persona con intenciones oscuras…, siempre es mejor que ante una llamada de cualquier tipo, no accedas a su juego. Colgar te puede salvar de un problema. Si te interesa algo, ya lo contratarás tu llamando. Y no entres en la tontería que la oferta es únicamente para esa llamada. No es verdad. Así que mi recomendación es que NUNCA, des ningún tipo de dato privado, ni para consultar posibles beneficios en tus facturas ni nada de nada. Tienes todos los números de ser engañado.

 

Smishing.

El smishing es el uso de métodos de engaño a través de SMS para conseguir información personal del usuario y hacer un uso fraudulento de ellos. El objetivo de esta práctica es la de conseguir datos personales como DNI, correo electrónico, incluso cuentas bancarias. Lo preocupante de este método son los datos. Se estima que, a nivel mundial, el último año han crecido un 69%, y los intentos de estafa un 328%. Es una locura que deja claro el auge de este sistema. La pena…, que su incremento revive el ya más que obsoleto sistema de SMS, el cual nos ha acompañado durante años y ahora está teniendo una segunda vida en modo de estafas. Se había quedado para comunicaciones entre empresas y clientes, pero como vemos, se le está dando más usos y además peligrosos. Mi recomendación…, nunca le des a ningún link de un supuesto banco, un supuesto error de entrega de paquete de Correos o cualquier otra empresa. Los bancos y correos suelen ser la práctica más habitual.

 

Nunca te fíes.

Puede que recibas SMS de muchos sitios informándote por ejemplo de una visita programada. Eso es normal. Incluso puedes recibir correos de tu banco o cualquier otra entidad. Entra dentro de algo que se puede tomar como normal. Pero NUNCA, esos SMS te van a pedir datos de acceso, links donde tengas que validar información o cosas por el estilo. ¿Abrir el link es sinónimo de infección? En principio no. Hasta donde hemos llegado, eso no ocurre. Al abrir el link, lo que pasará es que te llevará a una página, muy similar a la de tu banco, correos o la empresa a la que están suplantando, y allí es donde empezará el peligro. Porque se supone que vas a ingresar tus credenciales de acceso, y al hacerlo, obviamente te dará error, pero el error será haberlo hecho ya que le habrás facilitado esos datos al atacante, el cual podrá tomar posesión de tu cuenta, hacer transferencias con BIZUM por ejemplo o cualquier otra locura. Es por eso que es elemental el no facilitar NUNCA, datos de acceso a tus cuentas o datos personales a cualquier reclamo por parte de un SMS. Es la mejor manera de evitar estafas desde el móvil por este método.

 

Llamadas que suenan sólo una vez.

Esto es complicado. Es un tipo de estafa que lo que hace es hacerte una llamada con un solo tono. La posibilidad de éxito es muy elevada, porque o bien no lo has oído, o te pica la curiosidad de saber quién era. En Android especialmente, están fuertes con marcar este tipo de números como spam. En iOS también se hace, pero tengo que decir que veo más fuerte a Android que iOS en este aspecto. Al devolver la llamada, puede que estés llamando al extranjero y te acaben cobrando gastos extra. Es complicado porque saber si es o no un teléfono estafador es difícil. Mi recomendación en este caso es NUNCA llamar a teléfonos que tengan prefijos, ya que será una llamada fuera de tu zona y te cobrarán, y si es un número que no tengas guardado, no devolver la llamada. Si no aguantas el no saber quién era…, haz lo mismo, devuelve la llamada con un solo tono y listo. A ver quién gana.

 

¿Debo poner un antivirus?

Pues bueno, aquí viene cuando los expertos en seguridad y gente del sector, te dirán que sí. Que es recomendable. Yo llevo más de 20 años con teléfonos móviles y tengo que decir que nunca he usado antivirus. Habré tenido más o menos problemas, a saber. Pero nunca he entrado en una espiral de estafas mediante alguno de los sistemas explicados anteriormente. Porque al final, todos ellos tienen un patrón común, tú eres el responsable de que eso ocurra al facilitar información o entrar en el juego. La única vez que he tenido un fallo de seguridad ha sido hace relativamente poco (en los últimos dos años), que se puso de moda una llamada automatizada que no decía nada, y al contestar tu como solemos hacer, con un “¿Si?” esa llamada registraba tu respuesta para luego, teóricamente, usarla para liártela. Pero nunca he notado ninguna actividad relacionada con esas llamadas.

Premios ficticios.

La de premios que habré recibido a lo largo de los últimos años. Teléfonos, todos los que queráis y más. Viajes, dinero, suscripciones…, de todo y más. Soy afortunado en esto de los premios, ¿o no? Pues evidentemente no lo soy. Todos ellos han sido intentos de fraude donde se me ha “invitado” a entrar en una web, registrarme en algún sitio, llamar a algún número o compartir con gente. Vamos, todo, métodos muy habituales en este tipo de estafas donde, evidentemente, no te van a dar absolutamente nada. No te preocupes, no estás solo. Este tipo de estafas es de lo más habitual.

 

Supuesto virus en tu móvil.

Dentro de las estafas desde el móvil, el de las webs que te anuncian una infección en tu terminal, son otro clásico. Encima están tan bien montadas que te dicen… “Tu iPhone ha sido infectado” lo que le da más credibilidad si tienes un iPhone. O cualquier otra marca de terminal. Porque en muchos de estos casos, saben hasta el móvil que tienes. Evidentemente es otro método de estafa, tu móvil no está infectado, y si lo está, no tendrá nada que ver con eso. Hay que tener en cuenta que millones de teléfonos, viven con malware dentro que está dormido esperando despertarse. Así que no entres en este tipo de juego porque no es verdad. A mí me mosquea mucho el que tiene que ver con webs deportivas. He llegado a ver pantallas de estas de virus o que te lleven a otro lado, con un iPhone recién comprado y sin nada instalado. Una pena.

 

Facebook es un nido de estafas.

Es una de las mejores cosas que hice hace ya unos años. Mi presencia en Facebook no va más allá de compartir los artículos que escribo en mi grupo y en una cuenta secundaria donde tengo a gente potencialmente activa en tecnología. Pero aún con esas, no me escapo de ver algunos anuncios de estafas que son la leche. Hoy mismo, un patinete Xiaomi de 500 euros a 1,99 euros. Y se quedan tan anchos. Y como ese, miles de anuncios trampa que empujan a la gente a caer en el engaño. Lo peor es que Facebook no está controlando toda esa publicidad engañosa o maliciosa que hay en su red social. Es una locura el tanto por ciento de estafa que hay en ellas. Mi recomendación es que NUNCA, compréis nada que anuncien en Facebook. Tienes un alto tanto por ciento de posibilidades de acabar engañado o estafado.

 

Engaños en páginas web como la mía.

Ahora viene algo que seguramente a muchos se les escapa. Siempre animo a la gente a no bloquear los anuncios, ya que son el principal método de mantener la web. Y muchos de esos anuncios te pueden ofrecer cosas que no sean muy éticas con la temática de la web. Al final, tienes que tener en cuenta que la publicidad que sale en la mayoría de páginas, está automatizada. Sale publicidad acorde a lo que buscas o miras, con lo cual, al mismo momento a uno de mis lectores le puede salir una publicidad de un microondas y a otro, en la misma web le puede salir una app o web de citas. Eso será porque el usuario en cuestión tiene unas preferencias u otras. Así que al final, hay que tener en cuenta que el contenido de los anuncios, dependerá mucho del usuario. Pero en principio, todos esos anuncios los pone Google y están controlados, con lo cual, te podrán engañar y mostrarte algo diferente a lo que esperas ver, pero NUNCA, al menos en mi espacio es así, vas a tener problemas de estafa de cualquier tipo.

 

Bizum y similares.

Existe una práctica bastante común. Se trata de servicios para pagar a otra persona, como por ejemplo, Bizum. Resulta que se dan muchas estafas e intentos de estafa donde alguien que no conoces, te paga una cantidad de dinero. Nunca suele pasar los 300 euros porque es un delito mayor. El caso es que posterior al pago, se pone en contacto contigo para decirte que se ha equivocado y que no era a ti a quien quería pagar. Que sí le puedes devolver el dinero. Ojito con esto porque es una estafa de lo mas común y es muy peligrosa. Si le devuelves el dinero, lo más probable es que acabes pagando el pato, porque la transacción que se te hizo, vendrá de una tarjeta robada, la cual quedará anulada, y tú, habrás enviado dinero legal a un estafador que no se te va a devolver. Así que ante una situación así…, denunciarlo y no hagáis ningún movimiento.

 

Formatear te puede ayudar.

Ante mal funcionamiento del terminal, mensajes extraños, emergentes y situaciones que no son las habituales…, un formateo del teléfono te puede solucionar la mayor parte de problemas. En muchas ocasiones este tipo de comportamientos se deben a malware que has instalado sin querer, sin darte cuenta, mediante aplicaciones maliciosas que pueden estar incluso en la tienda oficial, mil manera de que te entren. La mayor parte de estas aplicaciones maliciosas son flojas, es decir, que se borran fácilmente. Mi recomendación es que cada x tiempo, formatees el teléfono. Yo en Android lo hacía una vez al mes más o menos, y en iOS, lo alargo un poco más, pero lo hago de manera regular (2/3 meses). Es una práctica que te puede ayudar a quitarte malware, hacer limpieza y garantizar que el teléfono funcione correctamente.

 

Conclusión.

Como he dicho en todo momento, el sentido común es la mejor herramienta para combatir las estafas. No te fíes de nadie que contacte contigo vía móvil y te pida datos de acceso o personales para comprobar cualquier cosa. Seguramente será una estafa. Nunca accedas a supuestas promociones que solo duran esa llamada, en el 100% de los casos será una estafa o un engaño para llevarte a su terreno y ganarse su comisión por conseguir la gestión. Desconfía de cualquier número que no tengas guardado. Hay miles de personas que tienen como método de vida, preparar estafas de todo tipo. Así que debes estar alerta, nunca sabes por donde te pueden venir. Y si tu teléfono hace cosas raras, recibes alertas raras, mensajes extraños, apps que no conoces…, mi recomendación es que formatees el teléfono. Es el método más infalible contra la mayoría de malware o similares que te puedan entrar. Habrá potentes que no se vayan, pero son casos especiales. En la mayor parte de situaciones, un formateo solucionará tus problemas.

Colaborar es fácil, gratis, ¡y tiene premio!

Servicios como Audible o Amazon Music.  nos generan grandes aportes que invertimos SIEMPRE en la web. Colabora, avísanos y te apuntamos en la lista para conseguir premios. Aquí te lo contamos todo. Las suscripciones se pueden cancelar en el momento que quieras y si necesitas asesoramiento no dudes en contactar conmigo en TELEGRAM o mediante cualquier otra vía.

¿Ganas de más?

Suscríbete a nuestro Twitter o canal de Telegram para recibir la mejor actualidad tecnológica.
* Escucha nuestros Podcast y vive la tecnología de otra manera.
* ¿Reseñas o comentarios? Por correo electrónico, en Comentarios Telegram o contacta conmigo directamente Telegram.
Siguenos en Feedly
Escuchanos en Google Podcasts
Escuchanos en Apple Podcasts
Escuchanos en Spotify Podcasts