China enloquece, Nokia arrasa en reservas

 

Nokia arrasa en reservas en un mercado chino enloquecido.

No lo voy a ocultar, no me gusta en absoluto que Nokia vaya a volver por la puerta grande, o cuanto menos, haciendo tanto ruido. Le tengo rencor a la empresa, es la verdad. No creo que una empresa así merezca una segunda oportunidad, por muchos motivos que lógicamente voy a exponer. Me da pena que a un móvil que está a punto de salir bajo un nombre del cual no existe el alma, tenga un cuarto de millón de reservas. Digo esto porque Nokia solo es la marca, detrás de la empresa está HMD Global, es decir, Nokia no es el fabricante de este dispositivo, y viendo las características…, no lo entiendo.

 

Un móvil con demasiadas incógnitas.

Es sorprendente que un móvil cuya experiencia en este sector es Cero, tenga ese volumen de reservas. Recordemos que son vírgenes en el sector porque de entrada es una empresa formalizada hace menos de un año. Aparecerán en el mercado con una ROM CyanogenMod cuya andadura se ha terminado, veremos si siguen saliendo con esta o con otra. De entrada, solo se venderá en China. ¿Resumen?, estamos ante un teléfono chino low cost con una marca destrozada por todos los grandes, especialmente por Microsoft, pero que sigue conservando su esencia. Tampoco hay que levantar demasiado las orejas con las reservas, para una empresa nueva es mucho, pero para cualquier empresa pequeña asentada en china es algo normal.

 

Historia del rencor de AAM con Nokia.

La historia de este rencor se remonta a Symbian. Nokia dominaba el mercado de manera brutal. Tenían prácticamente el total del mercado, de cada 100 terminales vendidos 99 eran Nokia. Pero pasó algo. Apareció Android. Nokia empezó a perder terreno y empezó a pedir informes. Esos informes apuntaban claramente a que Symbian estaba acabado y que había que pasar a Android. No hicieron caso. La empresa siguió muriendo. Volvieron a hacer consultas, todos apuntaban a lo mismo. En vez de escuchar, cuando la empresa ya estaba a la deriva, van y ponen Windows Phone, un sistema que no iba a ningún lado.

No contentos con eso, se venden a Microsoft, aunque decir se venden es quizás ser demasiado amable. La exposición gráfica de lo que hicieron es entrar en el despacho de Microsoft, bajarse los pantalones y decir, “ala, ya me podéis ir dando”. Y vaya si le dieron. Metieron a Nokia en un cajón, se quedaron con las patentes y la marca Lumia que era lo único que valía en la empresa. Destrozaron la marca, eso sí, la dejaron viva, sin comida ni agua, y ahora que ha terminado el encierro, la dejan salir. Esa es la historia de Nokia, una empresa que lo era todo, que podía seguir siéndolo en Android, pero que sus dirigentes prefirieron hundir la empresa a aceptar la derrota.

 

Conclusiones AAM.

Es difícil saber qué pasará con Nokia. Evidentemente no van a llegar a ser la empresa que fueron. Dudo que puedan llegar a ser algún día ni un top 10. Ahora presentan un terminal muy light, con procesador Snapdragon 430, 4gb RAM, Nougat, un peso enorme (170g) y con un precio de 245 dólares. Sinceramente, cualquier móvil chino le saca las pegatinas por mucho menos dinero. Montar ese procesador es sencillamente ridículo. Veremos si quitando estos 250000 visionarios que lo han reservado, muchos más lo hacen. Veremos si sobrepasan la cifra de 1 millón de unidades vendidas, y veremos a donde llegan. ¿Mi porra?, no llegarán al millón, y la empresa cerrará en menos de 2 años. Demasiadas ambiciones tienen queriendo sacar creo que 7 terminales este año. Se van a hundir.

chevron_left
chevron_right
Cookie Consent Banner by Real Cookie Banner