Akira (Netflix)

 

Akira y su visión del 2019.

Hoy quiero hablaros de seguramente, el manga más importante de todos lo tiempos. Akira, es seguramente, el mayor hito de la historia del cine anime. Lo conseguido por esa película sentó la base para que el resto tuvieran un punto de referencia donde fijarse, y menudo punto. Si no has visto Akira, ya te digo que vas tarde, como 25 años tarde, pero no pasa nada, nunca es suficientemente tarde, y por suerte tenemos a San Netflix que la tiene a tu disposición. El anime relata la vida en 2019, con lo cual, ahora que estamos apunto de concluir el año, creo que es un buen momento para recordarla y pensar en todo lo que nos muestra y si estaban acercados a nuestra realidad. Os hablaré de la película anime, pero la misma está basada en un comic, que se publicó entre 1982 y 1990 en un total de seis volúmenes. A diferencia de lo que ocurre en estos casos, el cómic y la película, pese a ir en paralelo, toman rumbos diferentes por la simple razón que la película se estrenó dos años antes de que se concluyeran los comics, con lo cual, la historia no es la misma.

 

 

Gran inversión, éxito asegurado.

Para nada creo que hacer una gran inversión tenga que ser sinónimo de éxito seguro. Pero en este caso si que hay que reconocer que fue apostar a caballo ganador. Si algo hay que destacar de Akira, especialmente de los comics, es que consiguió llevar parte de la cultura oriental a occidente. Para ello, Otomo, autor del cómic, montó un comité de empresas que hicieron la fuerte inversión. Unos 10 millones de dólares. Vale, no puede parecer mucho, pero recordemos que hablamos de hace 25 años, en esa época era muchísimo, y más para una producción en anime. En total fueron ocho empresas las que hicieron la inversión. Bandai, Toho, Kodansha, Mainichi Broadcasting Systema, TMS Entertainment, Hakuhobo Incorporated, Sumitomo y Laserdisc Corporation. En cuanto a números, rápidamente vais a entender a donde llega el éxito. Sólo en la taquilla nipona, consiguió recaudar 50 millones de dólares, con lo cual, sin salir del país ya tenían más que amortizado el producto. A día de hoy la película sigue sin verse antigua, y es que los 160 mil dibujos que se hicieron para hacerla, la paleta de 327 colores, y la invención de 50 tonalidades nuevas, hacían que Akira, jugase en otra liga que el resto. Nadie se podía acercar a semejante monstruo.

 

La moto de Kaneda.

Hay muchas cosas que se pueden destacar de la película, pero si algo destaca por encima del resto, esa es la moto. Podríamos trasladar la idea que se tenía en esa época de lo que serían las motos a la actualidad, y es que no son pocos, los fans de Akira que han invertido tiempo y dinero en conseguir hacer una réplica. La verdad es que he ido visionando algunas de esas obras de arte y hay que decir que la gente se lo curra mucho. Recordemos que ahora vemos la película y puede que no nos resulte impactante, pero hay que tener en cuenta que eso salió de la mente de alguien hace 25 años. Es decir, imaginar que ahora hacéis un dibujo o película mental de lo que os imagináis que será el mundo dentro de 25 años. ¿Acertareis? Pues seguramente no lo haréis porque no sois unas mentes privilegiadas como la de esta gente. Igual que nos pasó con Blade Runner, que hicieron una aproximación brutal hace un montón de años.

 

moto akira

 

Argumento y curiosidades de Akira.

A todas estas, casi estamos concluyendo y todavía no os he hablado del argumento de la película. Pues bien, narra la vida motorista en una ciudad nacida después de una explosión nuclear que desencadena en la tercera guerra mundial y que se llevó por delante casi todo el planeta. Concretamente la ubicación es Neo-Tokio y a partir de Kaneda, el protagonista de la película, salen diferentes tramas. Dicen las malas lenguas que se le ofreció la película a Spielberg y George Lucas, para la distribución en EEUU. Ambos, supuestamente, rechazaron el film argumentando que no lo veían claro y que no creían que fuera a funcionar. Hasta los genios tienen patinadas históricas, y es que Akira, es una película de culto y máximo exponente del manga (con permiso de Dragon Ball que para mi es lo máximo).

 

Conclusión sobre Akira.

Dos horas de un cine alucinante. Podría entender que muchos que no les guste el género no acaben de ver en ella una gran película. Pero si tenemos en cuenta todo, y con todo me refiero al tiempo que hace de la película, básicamente, podéis comprobar que es una obra de arte. Ni a día de hoy se consiguen ciertos detalles que se consiguen en esta película. Si no, mirar cualquier película de hace 25 años, a ver que os parecen. Akira es sin lugar a dudas, para mi, la mejor película de animación, con una ambientación espectacular y una buena historia. En parte, os traigo esta película por su ambientación en 2019, por su importancia, y porque recientemente se ha confirmado que la película que iban a hacer, en forma de trilogía, de momento ha quedado en el cajón. Veremos si el ambicioso proyecto acaba llegando a las grandes pantallas, se entiende que si y será cuestión de (poco) tiempo.

Te invitamos a suscribirte a nuestro Twitter o canal de Telegram para recibir las últimas noticias del blog. Si te has quedado con ganas de más, puedes pasarte por nuestro Podcast. Por último, si deseas contactar conmigo puedes hacerlo a través de Telegram.

follow us in feedly

chevron_left
chevron_right
Cookie Consent Banner by Real Cookie Banner